¡Cuidado que vienen los Yuccies!

 ¿Los qué? ¡Los Yuccies! Una nueva tribu urbana, moderna y ultraconectada que ha venido para quedarse. Al menos, durante unos años.

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

Picture by ttp://www.thesundaytimes.co.uk/sto/multimedia/dynamic/01159/STZ05YUCCIEILLO_1159602k.jpg

 

Por Neus Tuells, consultora en marketing y comunicación corporativa

Los últimos años habrás oído hablar de los hipsters, esos jóvenes bohemios de clase media-alta que, además de poner de moda el concepto vintage, han reconvertido en modernos y trendies, barrios abandonados o deteriorados como el Borne o Poble Nou en Barcelona. Pues bien, los hipsters “han muerto”.  Y es que ser hipster ya no está de moda porque lo que ahora se lleva es ser un yuccie. ¿Qué es eso? Muy sencillo: Yuccie no significa más que Young, Urban and Creative –es decir, joven, urbano y creativo- y a diferencia de los Yuppies, su objetivo principal no es ganar dinero y convertirse en multimillonarios, sino ser libres, innovadores y creadores.

 

Esta tendencia tiene su origen en San Francisco y, ya en 2016, cruzó el charco para expandirse por toda Europa. Un yuccie se caracteriza por su búsqueda incesante de libertad y por no querer vivir para trabajar sino trabajar para vivir como más les gusta. Por esta misma razón, cualquier yuccie que se precie debe cumplir al menos 3 de las 5 siguientes afirmaciones:

  1.  Ser joven, emprendedor y trabajar como escritor, diseñador , ilustrador, pintor, escultor, … o cualquier otra profesión relacionada con la creatividad y/o el arte.
  2. Trabajar como freelance y entrar en estado de ansiedad y claustrofobia cada vez que le proponen un empleo de oficina con horarios de 9 de 17h
  3.  Tener estabilidad económica y unas finanzas saludables sin tener que ser rico o multimillonario
  4. Preferir lo artesanal antes que lo manufacturado e importarle más la calidad antes que el precio
  5. Tener una vida social muy activa, ser adicto a la tecnologías y utilizar compulsivamente aplicaciones como Instagram o Spotify

¿Eres uno de ellos? Tal vez hasta ahora no te lo hayas planteado pero lo cierto es que hay millones yuccies por el mundo y Mark Zuckerberg es seguramente el más famoso de todos ellos. Un alma libre, rebelde y díscola pero también creativa y, sin duda alguna, innovadora. Pero lo que realmente le hace el yuccie más famoso es su faceta filantrópica tras la donación del 99% de sus acciones en Facebook a causas benéficas. Y es que, como decíamos antes, el yuccie no busca convertirse en rico sino en ser libre. Así cabría preguntarse: ¿será la filantropía la herencia que nos dejen los yuccies cuando pasen de moda?

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

Rellene el siguiente formulario para suscribirse.

¿Has leído ...?


También puedes leer:


Escribir comentario

Comentarios: 0